Seguidores

Búsqueda

Búsqueda personalizada

Resultados

martes, 14 de julio de 2009

Los otros bonsais (II) El ciruelo o higuera del Natal (Carissa grandiflora)

El que no se equivoca nunca es que nunca hace nada.

M. C. Magee


Con el ciruelo o higuera del Natal continuamos con la serie de los otros bonsai, haciendo referencia con anterioridad a un par de enlaces que he enconteado con imagenes de la coccoloba como bonsai mencionada en la anterior comunicación. http://farm1.static.flickr.com/206/441349308_d1c571776e.jpg?v=0

http://farm1.static.flickr.com/202/441233152_bb2e0cd7a8.jpg?v=0

http://www.bonsaihunk.us/info/Seagrapeinfo.html



Nom. científico: Carissa grandiflora sin. C. macrocarpa

Nom. vulgar: Higuera o ciruelo del Natal

Familia: Apocynaceae

Origen: Del Natal en Sudáfrica

Descripción: Arbusto espinoso de hasta 4 m. de alto, de hojas persistentes, oblongas, opuestas, de entre 3 y 5 cm. de largo de color verde intenso. De sus ramas brotan unas gruesas espinas en forma de Y. Sus flores son solitarias, de color blanco con 5 pétalos y agradable fragancia. Frutos en bayas, oviformes, de 5 cm. de largo, de color escarlata, comestibles cuando maduran. Es una especie bastante rustica que soporta todo tipo de suelos, si bien prefiere los bien drenados, que se usa en jardinería para jardines costeros dado que soporta vientos salinos. Se planta de forma aislada o formando setos para impedir el paso.

Floración: Casi todo el año, especialmente en primavera –verano.

Propagación: Mediante semillas, esquejes o acodos.




La Carissa como bonsai: Esta especie, de la que existen excelentes ejemplares como bonsai en Taiwán, comienza a ser conocida en occidente, especialmente en las zonas con clima tropical. A parte de su rusticidad, destacan otras características ideales para hacer bonsai como son la rugosidad de la corteza de sus troncos en ejemplares adultos y la posibilidad de conseguir mediante el pinzado, ramas con masa vegetal compactas.




Se puede modelar en diferentes estilos (informales, azotados, cascadas y semicascadas etc.) soportando bien el alambrado en las ramas jóvenes o semi-leñosas, teniendo que proteger la corteza para que no se dañe en troncos o ramas mas leñosos. En cuanto a la exposición, esta será a pleno sol o semi-sombra con abundante luz.


Los riegos serán abundantes, procurando dejar secar la superficie de la tierra entre riego y riego. Esta especie es atacada por coccidos (especialmente en verano) y de forma ocasional por ácaros (también en la época estival). El trasplante se hará en primavera, usando una mezcla de picón (tierra volcánica) y akadama al 50%. Se puede disfrutar de su floración si dejamos de pinzar, con el inconveniente de que perdemos la forma compacta de de su masa vegetal. Así y todo, es conveniente dejarla vegetar sin pinzar durante diferentes periodos durante el año para que la planta no se debilite.



Debido a que cuando se pinza, del corte suelta látex, es conveniente limpiar bien la herramienta tras su uso. Actualmente se puede conseguir plantas de vivero con un tamaño apropiado para entrenar como bonsai.

No hay comentarios:

Publicar un comentario